Feliciteca » Autoayuda » Cómo encontrar la paz mental

Cómo encontrar la paz mental


Tener una mente equilibrada es tan importante como mantener el cuerpo en forma y el espíritu joven. No obstante, con todas las ocupaciones que nos rodean en el mundo en que vivimos, cada vez parece más difícil conseguir esa serenidad que a muchos les falta para enfrentar el estrés, la ansiedad y tantas cosas más que definitivamente son nocivas para la salud. En el artículo de hoy me gustaría compartir contigo unos cuantos tips, que te ayudarán a sentirte más relajado y también le brindarán a tu mente esa paz que necesita para que te sientas bien contigo mismo y con los demás.

paz

Controla tu respiración

Cuando te sientas estresado, no hay manera más efectiva de evitar la ansiedad que controlando tu respiración y esto se hace inhalando y exhalando lenta y profundamente. Funciona cuando te sientes bajo presión o tienes que hacer alg que te angustia mucho, como hablar frente a los demás o presentar un examen.

Los ejercicios de respiración son básicos para calmar y despejar tu mente. Incluso se les enseña a los niños a respirar correctamente cuando se sienten asustados o nerviosos, por lo que harás bien en intentarlo en los momentos difíciles.

Aprende a meditar

La meditación estimula tu creatividad y te abre las puertas para resolver tus problemas de maneras que antes no se te habrían ocurrido. Este simple acto de concentración puede traer muchos beneficios en tu vida, además de ayudarte a afrontar mejor tus responsabilidad y evitar que el estrés se apodere de ti.

Lo mejor es que es tan sencillo aprender, que cualquier persona la puede poner en practica en su casa. Una vez que te animes a probar este hábito, te aseguro que no lo querrás dejar jamás y te sentirás mucho más tranquilo interiormente hablando.

Lee al menos veinte minutos al día

La lectura es uno de los mejores regalos que le puedes hacer a tu cerebro, pues no solo es un pasatiempo interesante, también te relaja y te brinda una capacidad de concentración y razonamiento mayor a quienes leen poco.

La mayoría de las personas se quejan de que no tienen tiempo para leer un libro completo, pero si dedicas únicamente veinte minutos de tu día a leer un poco, te darás cuenta de que no es tan díficil, es entretenido y también de gran ayuda para no dejarte absorber por la ansiedad que tu rutina cotidiana te puede causar.

Sal a caminar

Disfrutar de lo que te rodea y en especial si vives cerca de un parque o de algún área verde, es genial para estar con contacto con el mundo exterior y apreciar las cosas buenas que tienes frente a ti. No hay que despeje tanto la mente como caminata en la que tengas tiempo para pensar y observar. Ni siquiera es necesario tener una excusa para darla.

Otra cosa que también puedes hacer es salir en patines o en bicicleta. La idea es dar un paseo tranquilo y sin interrupciones, y que lo disfrutes al máximo.

Intenta colorear o pintar

Parece cosa de niños, pero esta simple actividad le trae mucha paz a la mente y ni te imaginas cuanto te puede llegar a gustar. Después de todo, el arte es uno de los mejores ejercicios que le podemos brindar al cerebro.

Actualmente, incluso existen libros para colorear hechos exclusivamente para adultos y han resultado ser un éxito. Cada vez son más las personas que se dan cuenta de los beneficios relajantes de este pasatiempo, en el que puedes despejar la mente y dejar volar tu imaginación con los materiales que más te gusten.

Escucha música clásica o ambiental

Es increíble el poder que tiene el sonido dentro de la mente, a tal grado que hay ciertas canciones que nos calman y nos hacen sentir felicidad. Las composiciones clásicas de ciertos autores como Mozart, son las más recomendadas para estimular el cerebro, aumentando su capacidad de concentración y de estudio. También le brindan una inmensa calma al organismo.

Los sonidos ambientales y que imitan a la Naturaleza son otra alternativa muy efectiva con la que puedes probar, en especial mientras estás meditando, dando un paseo o haciendo algo artístico.

Duerme al menos 6 horas diarias

¿Sabías que las personas que se desvelan o no duermen bien, son las que menos soportan el estrés? La falta de sueño tiene efectos terribles sobre el organismo y uno de ellos, es precisamente la alteración de los nervios; algo que puede desembocar en escenas de ansiedad y hasta paranoia.

Es importante que todos los días duermas por lo menos seis horas y tomes una siesta si lo necesitas.

Piensa positivo

No puedes tener paz interior si no tienes tu cabeza en orden y la manera en que pensamos tiene mucho que ver con las precoupaciones que tenemos día a día. Si todo el tiempo eres pesimista, te estás condicionando a ti mismo a tener un mal día y a que las cosas te salgan mal. Intenta llevar a cabo todos los consejos anteriores para mejorar tu actitud, y cambia tu forma de pensar.

Cada vez que tengas un pensamiento negativo, corrígete de inmediato y ve el lado bueno de la situación. Por ejemplo, si perdiste el autobús no pienses en que ninguno va a volver a pasar o se va a tardar demasiado. En lugar de eso, piensa que te puede hacer mejor caminar un poco o que el siguiente transporte no puede tardarse mucho.


Crecemos gracias a ti, comparte :)



Antes de irte, déjanos tu opinión :)

comments powered by Disqus