Feliciteca » Seducción » ¿Qué son las feromonas?

¿Qué son las feromonas?


Las feromonas son algo que seguramente, ya antes has escuchado mencionar. Pero ¿qué son y por qué hay quienes les conceden tanta importancia? Estas son dos preguntas que me encargaré de despejarte en el artículo del día de hoy en Feliciteca y el cual no te puedes perder. En él, hablaremos de como estos imperceptibles elementos juegan un papel importante dentro de la seducción, además de como los mismos se pueden encontrar presentes en nuestro organismo, a pesar de que ni siquiera nos percatemos de ello.

feromonas

Las feromonas, ¿qué son y por qué se producen?

Se conoce con el nombre de feromonas, a ciertas sustancias químicas que son secretadas por el organismo no solo de los seres humanos, sino también de muchos animales. A menudo se les atribuye la facultad de favorecer la atracción entre criaturas pertenecientes a la misma especie, aunque lo cierto es que también cumplen con funciones diversas en la Naturaleza.

Por ejemplo, los árboles hacen uso de ellos para conseguir que los pájaros aniden entre sus ramas y así mantener a raya a los insectos, pues las aves son depredadores naturales de los mismos. Así mismo, estos últimos son capaces de desprenderlas para afectar el metabolismo de otros a quienes consideran como competencia o una amenaza para sobrevivir. Con esta explicación, ya puedes darte cuenta de que tanto influyen las feromonas dentro de la vida de distintos seres vivos.

El término feromona fue utilzado por primera vez en el año de 1959, a partir del descubrimiento del Bombykol, un afrodisíaco derivado de los Gusanos de la Seda. Este hecho supuso todo un acontecimiento dentro del ámbito científico, puesto que significó un gran avance en el estudio de la Naturaleza.

Pero con él, también llegó una gran expectativa por la cuestión del atractivo sexual en los humanos. Pronto, comenzó un gran número de preguntas respecto al mismo. ¿Las feromonas eran un mito o una realidad? ¿Cómo era que podrían utilizarse en el campo de las relaciones personales? ¿De verdad tendrían tanta influencia como los científicos proclamaban? Todo esto también dio pie a que, como podrás leer más adelante, surgiera todo un fenómeno de mercadotecnia que buscaría (y sigue haciéndolo), aprovecharse del fenómeno de estas sustancias para crear y vender todo tipo de productos, mayormente enfocados en la cosmética.

Las feromonas y la atracción

Pero lo que en realidad nos compete con el tema de hoy, es comprender como las feromonas tienen tanto que ver con la atracción sexual. Como ya has comprendido, ellas tienen la capacidad de buscar una respuesta en otras personas cercanas a ti; pues en un principio, el atractivo que pueda existir entre dos individuos surge de maneras “inexplicables”.

Esto sucede porque la cuestión “química” entra en juego. Aunque no seamos conscientes de ello, siempre encontramos detalles en el aspecto y hasta en el olor de alguien más, que irremediablemente nos hacen sentirnos atraídos hacia él o ella. Es una cuestión biológica y muy natural.

La razón por la que cual las feromonas pasan “desapercibidas”, es que no tienen fragancia ni sabor alguno. Sin embargo, aunque no puedan ser propiamente detectadas por el sentido del gusto o del olfato, si que son reconocidas por ciertos sensores neuronales, una vez que han entrado en contacto con el organismo. De hecho esta es la explicación al hecho de que tengamos preferencia por determinados sabores o perfumes, sin que lleguemos a coincidir en dichos gustos con alguien más.

Pero a pesar de que son elementos que se encuentran presentes de manera natural en cada ser vivo, no hay que olvidar que no todos los organismos funcionan de igual manera. El nivel de feromonas en un individuo puede ser menor que en otros, y de ahí que varias personas parezcan tener mayor suerte a la hora de atraer a potenciales parejas, ya sea de forma ocasional o prolongada.

Esto no quiere decir desde luego, que ellas puedan actuar como algo mágico gracias a lo cual instantáneamente, podamos mejorar nuestra suerte en el amor. Y es muy importante que comprendas esto desde el principio.

¿Por qué la mercadotecnia ha sacado tanto provecho de las feromonas?

El amor es un concepto que a todos nos interesa y que siempre es buscado por gente de todas las edades y estratos sociales. Es imposible negar que todos soñamos con encontrar a ese alguien especial, que pueda complementarnos en lo físico y en lo mental; aunque si de relaciones meramente sexuales hablamos, es más común buscar la primero.

Habrás visto ya que en diversas tiendas e incluso medios de comuniación, se han hecho presentes los anuncios con diversos productos asociados a las feromonas. Los perfumes y fragancias son los más comunes dentro de este rubro.

Se trata de elementos que lamentablemente, resultan no ser eficientes la mayoría de las veces, pues solo buscan lucrar con la necesidad de las personas por encontrar romance. Y si bien se ha demostrado que las feromonas tienen influencia en la atracción y la seducción, su efecto no es como algo definitivo que nos permita conservar el cariño o la pasión de alguien. Hay muchos más factores que intervienen en una relación y siempre es importante acordarnos, de que el amor no es algo que se venda en una botella.

Algunos consejos para aumentar la producción de feromonas

Si bien ya hemos dicho que estas sustancias no garantizan el enamorar a alguien, si ha quedado claro que pueden volvernos más atractivos ante los ojos de potenciales parejas, pues no es posible negar las respuestas biológicas del organismo. Favorecer de manera natural los niveles de feromonas propios de tu cuerpo, es algo que te puede venir bien para incrementar tu autoestima y evitar caer en productos que a la larga, solo buscarán quedarse con tu dinero.

Hay tres medidas principales que son aconsejables para que lo logres:

  • Utiliza productos de limpieza naturales. La presencia de fragancias en jabones y desodorantes por ejemplo, podría camuflar tu olor natural. Procura estar muy limpio, pero sin ocultar el perfume único de tu cuerpo para favorecer el desprendimiento de feromonas. Para ello, lo mejor que puedes hacer es consultar la lista de ingredientes con los que han sido fabricados los productos de higiene personal que lleves a casa.
  • Haz más ejercicio. La actividad física no solo hace que mejores tu apariencia, sino que eleva el nivel de testosterona que se halla dentro de tu metabolismo. Este elemento es primordial tanto en hombres como mujeres, para beneficiar la capacidad de producir feromonas. Y además de ello, te sentirás mejor con tu cuerpo y podrás elevar tu autoestima, algo que de por sí te volverá mucho más atractivo.
  • Busca suplementos que contengan zinc. El zinc es un mineral que también interviene con la formación de testosterona. Este consejo te podrá ayudar de igual manera que el anterior y no representa ningún riesgo para tu salud. Puedes encontrar una gran variedad de cumplementos que contienen zinc, en diferentes farmacias y tiendas que se dedican a la distribución de los mismos.

¿Te pareció interesante el artículo que pudiste leer en esta ocasión? Si es así, no olvides regresar muy pronto a Feliciteca, donde siempre podrás encontrar material que te ayudará a ser una mejor versión de ti mismo.


Crecemos gracias a ti, comparte :)